COMPARTIR

Centro de Arritmias

Cuando el corazón cambia de ritmo

Opciones de tratamiento

La mejor práctica para una excelente calidad de vida

 

Tratamiento con medicamentos

Estos fármacos ayudan a controlar la forma en la que el corazón origina y envía los impulsos eléctricos, y pueden ser administrados vía oral o intravenosa. Si el paciente no responde al uso de medicamentos, pueden requerir otro tipo de tratamientos, como ablación con radiofrecuencia o el implante de un marcapaso. En cualquier caso, los pacientes deben tener un seguimiento regular por parte de su médico tratante.

Cardioversión eléctrica

La cardioversión eléctrica consiste en aplicar una descarga de corriente eléctrica en el tórax. Esto permite tratar determinados tipos de taquicardias. Se requiere sedar al paciente durante la sesión, con la cual se busca el restablecimiento del ritmo normal. La cardioversión eléctrica también es de utilidad para episodios de fibrilación auricular.

Ablación con catéter

Esta opción de tratamiento puede brindar la curación de ciertos tipos de taquicardias. Existen dos modalidades según el tipo de energía que se utilice: calor (radiofrecuencia) y frío (crioablación). El procedimiento consiste en colocar un catéter especial en las regiones del corazón que el médico determine sean el origen de la arritmia. Este tratamiento podría, en algunos casos, curar de manera definitiva la arritmia.

Marcapasos

El marcapasos genera impulsos eléctricos artificiales, con una frecuencia determinada. Es colocado debajo de la clavícula, y tiene cables que hacen contacto con las cavidades del corazón, con el objetivo de restablecer el ritmo cardíaco y evitar la taquicardia o la bradicardia.

Resincronización ventricular

Consiste en la implantación de un marcapaso especial, para un tipo específico de bloqueo eléctrico del lado izquierdo del corazón.

Desfibrilador automático implantable

El desfibrilador automático implantable tiene funciones similares al marcapasos, sin embargo, el desfibrilador puede reconocer un paro cardíaco, evitando así la muerte súbita. Si este dispositivo detecta una taquicardia o fibrilación en los ventrículos, puede administrar una descarga eléctrica interna en el corazón en forma automática.

Es mejor actuar a tiempo, que desestimar síntomas que puedan traducirse, al no atenderlos, en problemas de salud más serios y difíciles de resolver. Acude con tu cardiólogo de confianza regularmente, para revisar el estado de tu corazón.

Teléfono: 8888.0500

 regresar

BUSCA TU ESPECIALISTA